Conéctate con nosotros

Noticias

Aspectos a los que se debe estar atentos en nuevo gobierno

Publicado

en

Aspectos a los que se debe estar atentos en nuevo gobierno

Este 2 de julio se llevaron a cabo las elecciones en México y Claudia Sheinbaum, la candidata de Morena, ganó con el 59 por ciento de los votos, además tomó por sorpresa a los mercados al ganar la mayoría calificada en la cámara de diputados con 362 escaños y se quedó muy cerca de ganar la mayoría del senado con 82 curules.

Alejandra Marcos y Alejandro Fajardo, directora de análisis y analista en Intercam Grupo Financiero señalan en su estudio” Elecciones 2024: resultados e implicaciones” que, al margen del debate sobre la conformación de la cámara de diputados y senadores, es importante señalar que la sobrerrepresentación aplica para los partidos, no para las coaliciones, por lo que consideran que el resultado final no cambiará mucho respecto a lo que se ha dado a conocer.

Los especialistas consideran que de entrada el panorama luce complejo para Claudia Sheinbaum, habrá que ver en los siguientes días que se discutirá en el siguiente periodo ordinario. Se debe esperar a los detalles para tener mayor claridad en el panorama y las implicaciones para la economía.

Adicionalmente, no descartan que la próxima administración reciba un país con mayores complejidades que las actuales, sobre todo por la falta de certidumbre en torno a las finanzas públicas, los altos vencimientos de PEMEX en los próximos años, así como una desaceleración de la economía.

En su análisis señalan que debemos estar atentos a los siguientes aspectos:

1. Reformas al poder judicial y electoral. Hay dos propuestas que van encaminadas a reformar, y en su opinión debilitar, el marco institucional de estos órganos independientes. Respecto al poder judicial, la propuesta principal, el “Plan C” cambia la manera en que se eligen los ministros y jueces en la corte: hoy en día el ejecutivo envía ternas al senado y la propuesta contempla que los jueces sean elegidos a través de una elección popular.

Para el Instituto Nacional Electoral (INE) sería algo similar en el tribunal electoral. Adicionalmente, la propuesta de reforma electoral busca debilitar la democracia, puesto que tiene como fin eliminar los curules de representación proporcional, es decir los 64 senadores y los 300 diputados plurinominales, además de reducir el presupuesto al organismo y a los partidos para las elecciones, por mencionar algunas.

2. Autonomía del Banco de México. La propuesta es respetar la autonomía del Banco Central, lo cual se premia por supuesto; sin embargo, durante la administración entrante (2024-2030) se renovarán cuatro de cinco lugares en la Junta de Gobierno, comenzando con Irene Espinosa al cierre del 2024, Jonathan Heath en 2026, Victoria Rodríguez 2027 y Galia Borja 2028.

Esto sería una oportunidad para reconformar la junta de gobierno de Banxico y además existe una oportunidad para que los nuevos integrantes provengan de las filas del propio Banco, fortaleciendo así a la Junta de Gobierno.

3. Desaparición de organismos autónomos reguladores. Esta propuesta proviene de la administración saliente y busca incorporar a las secretarías, aquellos órganos constitucionales autónomos.

Tal es el caso de la COFECE (se incorporaría a Economía), IFT (a Comunicaciones y Transporte), CONEVAL (al INEGI), INAI (una parte a la Secretaría de la Función Pública, otra al INE y al poder ejecutivo federal), CNH y CRE (Energía) y el sistema nacional de mejora continua de la educación a la SEP, minando con ello su autonomía y contrapesos reguladores en la economía.

Mirando más allá del 2024

Déficit fiscal

Posterior a los resultados, el titular de la SHCP emitió un breve comunicado sobre algunas preocupaciones de los mercados. Señaló su compromiso por “lograr una reducción del endeudamiento generado en el año 2024 de cara al 2025 hasta niveles compatibles con un rango de deuda a PIB sostenible en el mediano plazo en torno al 3 por ciento del PIB”.

Este año el déficit en su medida más amplia ascenderá a 5.9 por ciento del PIB, siendo el más elevado en tres décadas. Este elevado nivel de endeudamiento ha generado temores, porque de mantenerse será visible la falta de viabilidad en el mediano y largo plazo.

En los Pre Criterios 2025, emitiditos el pasado mes de marzo, el secretario apuntó a una reducción en el gasto de casi 3 del PIB para reducir el déficit a 2.5 por ciento. Con la comunicación emitida esta semana por el secretario de Hacienda Rogelio Ramírez de la O, sabemos que existe el compromiso de lograr la consolidación fiscal, aunque el plazo pudiera ser mayor a un año.

A pesar de que las calificadoras se han pronunciado en contra de los elevados niveles de déficit, un plan viable y creíble, aunque tome más tiempo del estimado, será bien recibido por los mercados y las calificadoras.

Ello, porque si en el 2025 se obliga a la SHCP a reducir en esa proporción el déficit, seguramente se originaría una recesión, sin embargo, el tema medular es la ausencia de una reforma tributaria y el poco margen de maniobra del gasto. Sin considerar las aportaciones de Pemex, y la falta de la capacidad contributiva de la misma, el gasto programable aumentará de manera sostenida en los siguientes años.

Adicionalmente, los programas contemplados en los “100 pasos para la transformación” implican una mucha mayor necesidad de recursos, por lo que se hace más evidente la necesidad de una reforma fiscal o tributaria. Ante la falta de visibilidad en este pronunciamiento, se hace más tangible la inquietud de los mercados de mantener la disciplina fiscal.

Pemex: El paradigma entre lo público y lo privado.

Pemex necesita una reforma financiera y operativa. Señalan que la empresa está muy endeudada, ya que los vencimientos para los siguientes dos años suman 17,300 millones de dólares y su deuda representa el 7 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB). Adicionalmente, ha perdido cerca de 800 mil millones de pesos en refinación y en los últimos años los apoyos del gobierno suman más de 2.2 billones de pesos.

La reestructura operativa debería de enfocar los esfuerzos en donde la petrolera resulte rentable, de lo contrario la necesidad de capital seguirá siendo considerable y con ello, y frente a la soberanía energética, será mucho más tangible la fragilidad de las finanzas públicas, además no se resolverá el problema de fondo de la petrolera.

Queda claro el tema de la soberanía energética, sin embargo la siguiente administración tendrá que elegir entre un paradigma: 1) aceptar ciertos esquemas de inversión conjunta entre públicos y privados, donde el riesgo lo ejerza en su totalidad el privado pero la utilidad sea compartida, o 2) seguir incurriendo en un nivel de endeudamiento mucho mayor e ir en contra de los comentarios de recientes del titular de SHCP, lo cual a la postre originará reducciones en las calificaciones crediticias del soberano.

En este escenario, y ante la falta de definiciones de Pemex, no descartan rebajas a la calificación crediticia de México en los siguientes 12-18 meses.

Comparte la nota
Continua leyendo
DA CLICK PARA COMENTAR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.