Conéctate con nosotros

Bancos

Inversión Extranjera Directa y Remesas

Publicado

en

Inversión Extranjera

Las remesas inician el año con el “pie derecho”, porque en enero de 2023 ingresaron a México 4,406 millones de dólares por remesas familiares, lo que representó un aumento de 12.5 por ciento respecto del mismo mes del año anterior, manteniendo una racha de 9 años consecutivos al alza, el cual se inició en 2014.

Juan José Li Ng, analista BBVA Research, señala que desde su punto más bajo, en 2013, a 2022 las remesas a México han crecido en total 162.3 por ciento, posicionándolo como una de las principales fuentes de divisas al país, por lo cual surge una interrogante importante a analizar es: ¿México recibe más flujo de divisas por remesas o por Inversión Extranjera Directa (IED)?

En su estudio “México | ¿Llegan más remesas o Inversión Extranjera Directa?”, señala que la IED representa un flujo de divisas muy importante para la economía mexicana, porque una empresa extranjera busca “crear un interés duradero y con fines económicos o empresariales a largo plazo” en el país receptor (Secretaría de Economía, 2015).

En México la IED se clasifica en tres tipos:

  • 1) nuevas inversiones,
  • 2) reinversión de utilidades,
  • 3) cuentas entre compañías, de esta forma, un mayor volumen de IED está asociado con la instalación de plantas de producción y la creación de fuentes de empleo. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) señala que la IED es un canal importante para la transferencia de tecnología entre países, promueve el comercio internacional a través del acceso a mercados extranjeros y puede ser un medio para el desarrollo económico.

De acuerdo con el especialista, en el periodo de 1999 a 2022, se puede observar que la serie de la IED es muy volátil a lo largo de los años mientras que el flujo de remesas presenta un patrón más regular, acotando que previo a 2006, el monto de IED superaba al de las remesas, aunque estas últimas crecían rápidamente año con año.

Entre 2006 y 2012, las remesas y la IED alternaban anualmente en cuanto a cuál reportaba el mayor volumen, con cifras promedio entre los 23,000 y 25,000 millones de dólares anuales, respectivamente.

En el periodo comprendido de 2013 a 2018, el monto de la IED a México superó a los ingresos que se recibían por remesas, pese a que estas últimas ya crecían de forma sostenida.

Es en 2019 cuando el flujo de remesas a México nuevamente superó a los montos de la IED, y año con año esta brecha ha aumentado en favor de las remesas. En 2020 las remesas a México crecieron 11.4 por ciento, en 2021 aumentaron 27.0 por ciento y en 2022 se incrementaron 13.4 por ciento.

Por su parte, el monto de la IED se ha mantenido estable en alrededor de 33,000 millones de dólares entre 2015 y 2022. El monto de la IED en México fue de 35,292 millones de dólares en 2022, mientras que el flujo de remesas alcanzó los 58,497 millones de dólares. las remesas fueron 65.8 por ciento superiores a la IED durante 2022.

El analista precisa que en 25 estados las remesas superaron el monto de la Inversión Extranjera Directa en 2022 y que los datos dan evidencia de una correlación negativa entre el nivel de pobreza y la Inversión Extranjera Directa (IED) per cápita.

De forma más específica, a medida que aumenta el monto de la IED per cápita se observa que un menor porcentaje de la población en la entidad federativa se encuentra en condición de pobreza multidimensional. Para los datos analizados, el coeficiente de correlación de Pearson entre ambas variables fue de -0.6015.

Comparte la nota
Continua leyendo
DA CLICK PARA COMENTAR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.