Sector Industrial muestra avance moderado

559

Aunque la construcción está 3.4% por debajo de febrero de 2020

Tras la fuerte caída del sector industrial durante el segundo trimestre del año pasado, se vio un rebote interesante durante el tercer y cuarto trimestre del 2021, extendiéndose parcialmente durante los primeros meses de este año; sin embargo, en los meses reciente se observan avances solo moderados de este sector, lo que no significa que el proceso de recuperación se haya agotado.

En un análisis del área de estudios económicos de Engen Capital, se detalla que tras una caída de casi 10% en la producción industrial del año pasado, su recuperación sería de 8% en este año y con tasas algo más moderadas para el resto del sexenio; situación que va en línea con la tendencia general de nuestra economía, que crecería 3.7% en 2022 (+6.2% en este año), señalando que el escenario está un tanto condicionado a un aceptable desempeño de la economía de Estados Unidos, que podría crecer más de 6% en este año y un poco más de 3% para 2022.

De acuerdo con los señalado, el sector industrial pesa poco más de 30% del Producto Interno Bruto (PIB) nacional, siendo el subsector más importante el manufacturero, que representa alrededor del 58% del PIB industrial. En consecuencia, lo que ocurra con las manufacturas determina en medida importante la trayectoria del sector industrial. El siguiente subsector industrial en relevancia es la construcción, que pesa alrededor del 21% del PIB industrial.

En la coyuntura reciente, el sector industrial se comporta moderadamente y creció 0.40% en agosto con respecto a julio, de manera que su nivel de producción se ubica actualmente 2% aún por debajo de su nivel de febrero del año pasado, justamente previo a la pandemia.

Lo anterior significa que la producción industrial tendrá que esperar por lo menos algunos meses para salir por completo de la crisis de la pandemia.

A nivel de sus cuatro grandes componentes, el único que ha logrado salir hasta este momento de la crisis pandémica ha sido el sector manufacturero, cuyo nivel de producción física (en volumen) se ubica ahora 0.4% por arriba de febrero del año pasado. Como hemos comentado desde hace muchos meses, las manufacturas serían las primeras en salir de la crisis.

La construcción aún está 3.4% por debajo de febrero de 2020, la minería está a 2.3% y la electricidad a 6.5%.

A lo largo de este año, el sector manufacturero, fue severamente golpeado por la escasez de chips, al punto que ahora observa ciertos descensos, razón por la cual hoy está aún 17.2% por debajo de su nivel de febrero del año pasado. En la coyuntura actual, equipo de transporte se ha convertido en la industria más rezagada dentro del sector manufacturero.

Lo anterior, es una paradoja, ya que estaba siendo una de las industrias que más rápidamente salía de la crisis y la que mejores perspectivas presentaba para éste y los siguientes años. Las cosas han cambiado, ya que en este año nuevamente observaría cierta recesión.

Dado que en 2022 aún no se habrá resuelto por completo la escasez de los chips es muy probable que en ese año la industria automotriz crezca sólo moderadamente (alrededor de 5%), estimándose un gran repunte para 2023 (casi 30%), siempre y cuando el “cuello de botella” de los chips se haya resuelto por completo.

Por esta razón, y dentro del marco del actual T-MEC, México representa una buena opción para recibir nuevas inversiones destinadas a la industria de los semiconductores y que Norteamérica reduzca este riesgo y dependencia de la producción en Asia.

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre