Es necesario una reforma energética integral para la aviación mexicana, debido al crecimiento en el movimiento de pasajeros y carga aérea, así cómo la alta demanda en el suministro de turbosina, de acuerdo con la Cámara Nacional de Aerotransportes (CANAERO).

En un comunicado, explicó que esta reforma buscaría transparentar las tarifas volviéndolas más competitivas, además destaca que una de las solicitudes de la CANAERO es que las aerolíneas sean consultadas en la fijación de tarifas de los servicios para proveer turbosina, como un paso necesario para la apertura de este mercado.

Destacó que el combustible representa el costo más elevado para las aerolíneas. Un centavo de dólar en el incremento del costo por litro significan pérdidas de 44.3 millones de dólares al año en México.

“Si se lleva a cabo la Reforma Energética, se tendrá libre acceso a la extracción y procesamiento, derivando en tarifas reguladas de transporte y almacenamiento, abriendo paso con ello a la disminución de la tarifa de boletos para el usuario final. De ahí la importancia de contar con una reforma que permita la apertura a nuevos competidores”

Durante 2017 la industria de la aviación en México tuvo un incremento sostenido que contribuyó a la generación de un millón de empleos directos e indirectos y para 2024 este sector generará 1.4 millones de empleos directos e indirectos.

Este incremento será derivado del aumento en la capacidad operativa del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), así como crecimientos observados en el resto de los aeropuertos de México y su efecto sobre los empleos indirectos generados por el turismo.

 

 

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre