Reducir costos, tiempos, y flexibilizar especificaciones: retos de la vivienda social

951

La vivienda social sigue siendo el gran pendiente en México, y continúa enfrentando trabas para su construcción, por lo que el reto es reducir costos, disminuir tiempos y revisar las especificaciones que solo encarecen y no agregan valor a la casa, afirmó Aurora García de León, Directora General de Derex Desarrollo Residencial.

En entrevista con Grupo En Concreto #EnConcretoContigo, señaló que las amenazas que enfrente este segmento este año, “siguen siendo las que traíamos” como es el encarecimiento de la tierra.

También, dijo, hay otros costos directos como los materiales y las licencias que se han encarecido y que representan el 13 por ciento en promedio, pero que en algunos estados significan hasta el 17 por ciento del costo.

Mientras que el costo indirecto son los tiempos, por lo que llamó a los diversos actores que intervienen en la industria, como los verificadores y notarios, a sumarse a una cruzada para bajar tiempos, pues “cada día que pasa es un costo que se agrega”.

Explicó al respecto que la vivienda social es muy sensible a las variaciones, por lo que un mes puede ser la diferencia entre ganar y perder para un desarrollador.

Señaló que también hay trámites que no agregan valor, como en el caso de los frentes, por lo que llamó a flexibilizar los reglamentos, y los requisitos de los ONAVIS.

García de León señaló que quien más incide en el sector es el gobierno municipal, por lo que cuando hay cambio de gobierno, genera incertidumbre sobre si habrá cambios en las reglas del juego.

Y es que, dijo, cuando las personas del segmento poblacional más bajo no encuentran solución de vivienda social, se van al hacinamiento y luego a la invasión.

En ese sentido, llevar todos los servicios y poner en regla la vivienda que esta en la informalidad costaría 5.3 puntos del PIB, por lo que es más caro para el Estado resolver invasiones, que generar de origen proyectos de vivienda social formales.

Por otra parte, resaltó que la vivienda media es la gran ganadora de 2020 y seguirá esa tendencia este año y en el caso de Derex, “en el segmento de entre los 700 mil y el millón cien mil pesos, vamos a todo vapor”.

En su opinión, la vivienda media seguirá siendo la estrella del sector inmobiliario, sin embargo, hay factores a los que se deberá dar seguimiento, como el crédito a la producción, el cierre de industrias y el avance de la vacuna contra el Covid-19.

Destacó que Derex ganó recientemente el Premio Nacional de Vivienda, en la categoría de “Vivienda de Interés Social”, con el proyecto Bosco, que atendió temas de diseño, seguridad y que respondiera a las necesidades y capacidad de pago limitada de la población.

Este proyecto además, logró que la Universidad de Harvard lo tomara como caso de estudio, resaltó García de León.

Adelantó que la desarrolladora trae un proceso nuevo en Hermosillo, que podría iniciar en 2022 con cerca de 800 viviendas, mientras que para Nogales hay una versión híbrida para finales de 2022.

“Lo relevante es que pueden servir como ejemplo y que vean autoridades de otros estados para flexibilizar proyectos” y generar más vivienda social ante la cada vez creciente demanda.

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre