Producción petrolera favorable en segundo trimestre: BBVA

578

Se explica por un incremento de 67 mil, 2.7 mil y 11 mil barriles diarios en la producción de Pemex, socios y condensados, respectivamente

BBVA consideró en un análisis que la producción petrolera total de Petróleos Mexicanos (Pemex), incluyendo la de socios y condensados promedió en el segundo trimestre de este año en 1.758 millones de barriles diarios, cifra que se compara favorablemente con la registrada en el trimestre previo de 1.735 millones de barriles diarios.

Después de que el país contribuyó al acuerdo de la OPEP+ con un recorte de 100 mil barriles diarios en los meses de mayo, junio y julio de 2020, es importante mencionar que la producción petrolera ha mostrado una tendencia creciente desde el tercer trimestre de 2020.

El avance en la producción petrolera de los trimestres recientes se explica tanto por el mantenimiento de la producción en campos maduros como por la progresiva mayor producción de los más de veinte nuevos campos petroleros. 

La producción petrolera de los nuevos desarrollos promedió 190 mil barriles diarios en el segundo trimestre de 2021 vs. 155 mil barriles diarios en el trimestre previo. Para alcanzar la meta de producción petrolera de 1.802 millones de barriles diarios para 2021, Pemex tendrá que producir un promedio de 1.858 millones de barriles diarios durante el segundo semestre del año.

Asumiendo que la producción de los campos maduros se mantiene, los nuevos campos tendrían que producir un promedio de alrededor de 290 mil barriles diarios durante el segundo semestre del año. Cifras de Pemex al 30 de junio señalan que la producción de estos nuevos desarrollos fue 231 mil barriles diarios.       

Para comprender de mejor manera por qué la producción petrolera de Pemex ha mostrado una tendencia creciente en los últimos tres trimestres, es importante analizar la contribución que hacen los socios de Pemex y los productos condensados. En relación al tercer trimestre de 2020, la producción petrolera se incrementó en 80.7 mil barriles diarios al segundo trimestre de 2021.

En su análisis, BBVA destaca que este aumento en producción petrolera se explica por un incremento de 67 mil, 2.7 mil y 11 mil barriles diarios en la producción de Pemex, socios y condensados, respectivamente.

La contribución significativa de Pemex de 83% a dicho aumento nos hace pensar que el cumplimiento de la meta de producción para 2021 dependerá en mayor medida de Pemex que de sus socios o de los productos condensados. Para ello resultará clave que continúe el desarrollo exitoso de los nuevos campos petroleros y una mayor eficiencia de la inversión en exploración y producción de hidrocarburos.

En los últimos cuatro trimestres Pemex ha registrado un rendimiento neto positivo en tres ocasiones. En contraste, este rendimiento neto fue negativo por seis trimestres consecutivos a partir del primer trimestre de 2019.

La pérdida significativa observada en el primer trimestre de 2020 se debió principalmente a un efecto cambiario sobre la valuación de la deuda. Cabe destacar que el rendimiento de operación ha sido positivo en los dos primeros trimestres del año.

Como veremos más adelante, este rendimiento está asociado al nivel del precio de la mezcla mexicana de exportación. Asimismo, consideramos que la reducción en la tasa del Derecho por la Utilidad Compartida (DUC) de 65% en 2019 a 54% en 2021 así como los estímulos fiscales han contribuido a la obtención de rendimientos netos positivos en tres de los últimos cuatro trimestres.

En los primeros dos trimestres de 2021 Pemex ha registrado una mayor recuperación en sus ventas de exportación y ventas en México. Las ventas de exportación muestran una tendencia creciente a partir del segundo trimestre de 2020.

Como el volumen de exportación se ha mantenido relativamente estable, lo anterior se explica principalmente por los mayores niveles observados en el precio del petróleo.

Por su parte, las ventas en México de Pemex también muestran una tendencia creciente a partir del segundo trimestre de 2020. Indiscutiblemente, ello obedece fundamentalmente a la recuperación de la actividad económica nacional después del desplome observado en dicho trimestre a causa de la pandemia.


Valoración

El cumplimiento de las metas de producción petrolera de Pemex para este año y los siguientes dependerá crucialmente de las aportaciones adicionales que puedan hacer los más de veinte nuevos campos que están siendo desarrollados.

Resultará clave que se pueda estabilizar la producción petrolera de los yacimientos maduros que están experimentando un declive natural. Si bien la meta de 1.802 millones de barriles diarios para 2021 podría alcanzarse, las metas de producción de 1.974, 2.121 y 2.186 millones de barriles diarios para 2022, 2023 y 2024 son más retadoras sin nuevos descubrimientos o desarrollos de nuevos campos.

Todo lo anterior requerirá mayores montos de inversión para exploración y producción de Pemex. Además, consideramos conveniente que en Pemex predomine la inversión en proyectos de exploración y producción de hidrocarburos sobre otros relacionados con transformación industrial.

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre