LA EMPRESA MEXICANA LINTEL BUSCA INCURSIONAR EN LA FABRICACIÓN DE VIVIENDA MEDIA Y MEDIA ALTA, A TRAVÉS DE LA CREACIÓN DE CASAS PREFABRICADAS, INFORMÓ ADRIÁN LUGO, DIRECTOR GENERAL DE LA COMPAÑÍA.

Por Berenice Luna

LINTELEn entrevista para EN CONCRETO, explicó que la idea surgió a partir de la necesidad de encontrar la fórmula para detonar la economía en un sitio que era extremadamente pobre como en su momento fue la comunidad Sangre de Cristo en Guanajuato.

“El poblado de Sangre de Cristo, era una comunidad de miseria extrema, de desempleo, de muchos migrantes de familias desintegradas, debido a esto quisimos buscar una fórmula de desarrollo, la cual consiste en desarrollar detonadores económicos”.

Hechas de materiales 100% resistentes; la apuesta de la desarrolladora de parques industriales, es ofrecer otro estilo de vida a sus clientes a través de “trajes hechos a la medida”.

Prueba de ello es este fraccionamiento, el cual estará  conformado por 600 casas en un terreno total, superior a las 3 hectáreas y quienes ofrecerán a los clientes un diseño personalizado a partir del ensamble de modulos, así como la utilización de materiales resistentes y ecológicos.

[pull_quote_center]“Se trata de una arquitectura de bajo perfil que en sus acabados integra sólo dos elementos: la lámina de acero y la cantera. Son viviendas fabricadas en un ambiente controlado precisamente para minimizar casi a cero el impacto en el medio ambiente”.[/pull_quote_center]

Para realizar la construcción de Diada, nombre del conjunto habitacional, el Gobierno y la empresa invirtieron alrededor de 25 millones de dólares, y una inversión proyectada de 12 millones de dólares más.

“No se trata de una Asociación Público-Privada (APP), sino de una iniciativa conjunta, ya que se desarrollaron obras públicas en infraestructura carretera”, señaló.

Respecto al precio de cada casa, Ricardo Betancourt, presidente de Lintel, dijo que son más baratas que otras casas, pues esta se vende por módulo, por lo que depende de cada persona el precio final de su vivienda.

[pull_quote_center]“El costo de cada módulo es de 600 mil pesos en promedio, por lo que si quieres una casa que te ha tres recamaras, sala comedor y cocina estaríamos hablando de alrededor de un millón 700 mil pesos”.[/pull_quote_center]

Por último, el directivo comentó que esperan vender 100 casas por año, por lo que la consolidación de este complejo se estaría dando en los próximos seis años, mientras tanto en el último trimestre de 2016 comenzarán la construcción de dos fraccionamientos más: uno en Jalisco y otro en Veracruz.

Comenta con Facebook