Los cambios en el mercado inmobiliario a partir de la pandemia es un innegable pronóstico. El sureste del país es un ejemplo de resiliencia y buenas perspectivas para este 2021, con construcciones como la del Tren Maya, el aeropuerto de Tulum, el puente Lagunar y el Canal de Zaragoza, las cuales han permitido que las inversiones sigan fluyendo en la zona.

De acuerdo con Lamudi, el proyecto del Tren Maya traería una inversión de la iniciativa privada por mil 500 millones de pesos para la construcción de vivienda dentro de los segmentos de interés social, interés medio, residencial y plus.

Esto va de la mano con lo expuesto por el Reporte Inmobiliario 2020, donde se puede apreciar que Quintana Roo y Yucatán son las entidades con una mayor participación de oferta residencial con 43% y 36% respectivamente, con lo que representan más de la mitad del total de la oferta de la zona.

Al respecto de las oportunidades de inversión, Daniel Narváez, Marketing VP de Lamudi, comentó: “El sureste mexicano se ha posicionado muy bien entre quienes desean comprar con el objetivo de inversión, pues esta región ha aumentado 20% la demanda desde otras ciudades de origen tras la pandemia”.

Con base en la información otorgada por Lamudi, el mercado extranjero ve a México como una opción atractiva para el retiro e inversión debido a factores como la relación costo-beneficio que no tendrían en sus países de origen.

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre