Descarta BBVA México, descarrilamiento de la inflación

384

Analistas del Grupo Financiero BBVA México, señalaron que si bien los niveles de inflación que se registran en el país de 7.5 por ciento en la primera quincena de noviembre no son propios de la nación, países como Estados Unidos, Reino Unido, entre otros enfrentan este problema al que llamaron “de primer mundo”, por lo que descartan un descarrilamiento de las expectativas de inflación o burbujas inflacionarias.

Carlos Serrano Herrera, economista jefe del banco español en México, mencionó que antes los mexicanos teníamos inflaciones de doble dígito, derivado de malas decisiones de gobierno.

“Estamos teniendo un problema de primer mundo, porque Estados Unidos también se están preocupando por inflaciones de más o menos de este calibre, el Reino Unido también, no estamos viendo una inflación a la que este país estaba acostumbrado antes, que era una inflación que obedecía siempre al mismo patrón, gobiernos que incurrían en excesos fiscales y que le pedían a un banco central que no era autónomo que emitiera moneda para financiarlos y eso inevitablemente se traducía en espirales inflacionarias, estamos teniendo un problema de primer mundo que los que los que experimentamos antes”, indicó.

Al dar a conocer el informe “Situación de la Banca” al segundo semestre del 2021, dijo que la inflación que registra México, es fundamentalmente importada por cuellos de botella en distribución de cadenas de valor en el mundo, por mayores precios en energéticos, por lo que no ven una inflación descontrolada ni las expectativas desancladas.

De ahí que estimó que la inflación cerrará este 2021 por arriba del 7 por ciento, pero comenzará a bajar en el segundo trimestre del año 2022.

En lo que corresponde al Informe “Situación Banca”, correspondiente al segundo semestre de 2021, Serrano Herrera, destacó que tras 20 meses de que iniciara la pandemia de COVID-19 y ocasionará la recesión más severa de que se tenga registro en el país, los sólidos fundamentales de la banca múltiple no solo han permitido afrontar la crisis, sino que mantienen condiciones estables que permiten que la intermediación bancaria sea un apoyo para la recuperación económica.

“Esta solidez de los fundamentales se refleja de manera clara en la solvencia y la liquidez del sistema bancario. En septiembre de 2021, último dato disponible, el Índice de Capitalización (ICAP) de la banca múltiple se ubicó en 18.8%, lo que no solo lo ubica muy por encima del nivel mínimo regulatorio de 10.5%, sino que constituye un nuevo máximo histórico para este indicador”, señaló.

Por su parte, la liquidez del sistema, medida por el Coeficiente de Cobertura de Liquidez (CCL), también estuvo por encima del mínimo regulatorio para las 50 instituciones que conforman el sistema bancario durante el tercer trimestre de 2021.

De acuerdo con el estudio, la solidez de los fundamentales bancarios ha estado apoyada en una adecuada administración del riesgo. El saldo de la cartera vencida del sector privado no financiero (SPNF) en términos reales para el cierre de septiembre de 2021 ya se ubicó en niveles menores a los observados en febrero de 2020, previo al inicio de la pandemia. Influido por este hecho, el índice de morosidad (IMOR) de la cartera de crédito total al SPNF se ubicó en 2.7% en septiembre pasado, lo que representa una reducción de 0.4puntos porcentuales con respecto al 3.1% que se alcanzó en enero de 2021 y un nivel apenas por encima del 2.6% que se observó en febrero de 2020.

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre