COVID-19: Hoteles, retail, bodegas y coworking, a reinvención (3)

-

Aunque el panorama es incierto, es menester partir de un diagnóstico real, como el de JLL, sobre las posibles consecuencias para reinventar el futuro del Real Estate en todo el mundo. En esta tercera entrega, revisamos la afectación en los segmentos hotelero, retail, industrial y oficinas.

Hotelería

Las restricciones en viajes impactan planes de viaje individuales y corporativos a través de todo el mundo; su impacto en la industria de la hospitalidad es inmediato.

Grandes conferencias y eventos de alto perfil alrededor de mundo han sido pospuestas tales como South by South West (en Austin, Texas, EUA) así como la MIPIM (Feria Internacional de Profesionales Inmobiliarios, en Cannes, Francia), destaca el análisis “COVID-19. Implicaciones para el Mercado Inmobiliario Mundial” que realizó JLL.

Operadores hoteleros viven ya caídas en las tarifas de ocupación en por lo menos durante este trimestre y, en consecuencia, la incapacidad para encaminar los precios de temporada pico y reducir la tarifa promedio diaria (ADR) y hacia el ingreso por habitación disponible (RevPAR). Para los operadores hoteleros, los riesgos inherentes a la disponibilidad de personal pudieren poner también más presión sobre su facilidad para dar servicio.

Viendo hacia la segunda mitad del año, existe la posibilidad de un rápido repunte conforme regrese la actividad a niveles de normalidad. Sin embargo, como se ha observado en recesiones de impacto poblacional (como huelgas o ataques terroristas), existe el riesgo de que el regreso a la normalidad no sea tan rápido.

Destinos considerados como epicentros del brote o cuya respuesta fue ineficiente, pudieren observar una caída de larga duración. Es posible que las operaciones de inversión sufran retrasos pero repuntarán relativamente rápido. En el largo plazo, es poco probable que la epidemia sea un catalizador para cambios estructurales significativos.

Retail

El segmento comercial de los minoristas mundiales deberán prepararse para navegar con riesgos elevados respecto a los flujos de caja e incremento en costos de operación, resultado la caída en demanda del consumidor y disrupciones en cadenas de suministro.

La caída de viajes internacionales impactará severamente en ciudades de ingreso internacional, mercados de productos de lujo y destinos minoristas premium. Si la transmisión del virus disminuye a mediados del año, el periodo de ventas estacional del cuarto trimestre se vería afectado mínimamente ayudando a atenuar el impacto financiero para 2020.

Sin embargo, las ventas de este Año Nuevo Lunar ya han sufrido un fuerte golpe y es poco probable que se compensen. El riesgo a una caída resultará sumamente alto a lo largo de todas las zonas geográficas en el caso de que la diseminación del virus continúe hasta finales del año.

JLL sugiere protección de los flujos de caja que serán cruciales para todos los minoristas y en particular para operadores con márgenes magros y  operadores de productos no comestibles.  Se sugiere pedir a arrendadores paliativos temporales en sus rentas. Si se intensifican el flujo de liquidez y capital, la apertura de nuevas tiendas será demorada así como las remodelaciones.

En contraparte, “los minoristas que cuenten con infraestructura para tomar pedidos en línea y entrega a domicilio se ven como beneficiados ante la renuencia de los consumidores

para ir a tiendas. Se observa un incremento en las compras en línea por parte de consumidores. Se intensificará el cambio por modelos de menudeo omnicanal más flexibles así como cumplimiento en sustentabilidad; se necesitará fortalecer la alianza entre arrendadores y minoristas.

Industrial

Ante el escenario anterior, los minoristas pudieren optar por producir y almacenar más inventario localmente, que podría elevar la demanda de espacio para logística y/o llevarlos a la readaptación de cadenas de tiendas.

La contracción en el sector manufacturero de China ya causa mermas en suministros, lo que repercute en suspensión temporal de eslabones de producción a nivel mundial. A nivel mundial, el uso de bodegas va a sufrir un declive y las empresas especializadas en cubrir la demanda de espacio sobrante a corto plazo es factible que sufra también una caída en la demanda.

Este brote, así como la anticipación a futuros embates pudiere acelerar el uso de la automatización y robots en operaciones. Las especificaciones de los edificios y sus ubicaciones.

Oficinas

Las tarifas para el uso de oficinas van a sufrir caídas conforme se incrementa el trabajo a distancia. Arrendadores de corto plazo son los más vulnerables.

Operadores de trabajo en conjunto (coworking) pudieran ser los que están en más riesgo en el caso de que sus miembros decidan cancelar sus contratos en corto plazo;  operadores de productos híbridos con ingresos más seguros a mediano plazo serán los menos vulnerables.

Con la actual incertidumbre, el mejor consejo que se puede dar a arrendadores es ceder

en puntos triviales en las negociaciones de contratos con el fin de que se cierren las transacciones para salvaguardar el Ingreso Neto Operativo (NOI).

Los viajes internacionales vivirán una etapa de contracción.
Comenta con Facebook
Mario Vázquez Barrioshttps://grupoenconcreto.com/
Reportero y escritor. Autor del libro de relatos policiacos "Danzón dedicado a los perseguidores". Imparto talleres. Los días de tormenta me vienen bien.

Relacionadas

Vuelos de Interjet cumplen con estrictos protocolos sanitarios

Con el objetivo de proteger la salud de sus pasajeros, Interjet informó que promueve la política de vuelos saludables que cumplen con estrictos protocolos...
Comenta con Facebook