Por: Gloria García

Los mercados accionarios podrían poner pausa al rally de la semana pasada, pues si bien hay avances en la vacuna contra el Covid-19, será difícil ver en el corto plazo una reapertura total de las actividades económicas a nivel global, por lo que, los inversionistas seguirán evaluando las cifras macroeconómicas, especialmente, aquellas de las grandes economías del mundo.

Así, en una semana corta para el mercado local por el aniversario de la Revolución Mexicana (lunes), el índice S&P/BMV IPC podría operar entre las 40,000 y 41,000 unidades, luego que la semana pasada ganó 5.87%, al hilar dos al alza, su mejor racha en un mes. El índice debe respetar la cota de los 40,000 mil puntos, de lo contrario podría descender hacia los 39,500 enteros.

Los inversionistas podrían ser más cautelosos en la semana, ya que han crecido las posibilidades de que algunos países, entre ellos México, vuelvan a aplicar medidas de confinamiento con el fin de evitar una mayor propagación del Covid-19. De ser así la recuperación de la economía mundial sería todavía más lenta, una percepción que no será bien recibida en los mercados accionarios.

Incluso con la noticia de que la vacuna de Pfizer tiene un 90% de eficacia contra el Covid-19, todavía no es claro cuándo comenzará a ser aplicada, por lo que, la reapertura total de las actividades productivas seguirá siendo complicada y será aún más difícil que los países de todo el mundo retomen la senda de crecimiento observada previo a la actual pandemia, al menos, de manera inmediata.

De hecho, la presidenta del Banco Central Europeo, Christine Lagarde dijo la semana pasada que es probable que sean implementadas restricciones más estrictas, al menos, hasta que exista una inmunidad generalizada contra el Covid-19, mientras que su homólogo estadounidense, Jerome Powell aseguró que existe el riesgo de que haya daños a largo plazo en la capacidad productiva de la economía de Estados Unidos.

En este sentido, los inversionistas deberán seguir atentos a las declaraciones que hagan los dirigentes de política monetaria de las principales economías del mundo. Para esta semana habrá intervenciones del presidente de la Reserva Federal de Atlanta, Raphael Bostic; James Bullard de St. Louis; John Williams del banco de Nueva York y Robert Kaplan de Dallas. En Europa la atención estará en las palabras de Luis De Guindos, vicepresidente del Banco Central Europeo y sobre la comparecencia de la presidenta de dicho ente financiero, Lagarde.

Por otro lado, los inversionistas deberán estar atentos a los últimos reportes corporativos de las empresas que cotizan en el S&P500, entre los cuales destacan los informes de las minoristas como es el caso de Home Depot, Target y la multinacional, Walmart. Hasta ahora la caída acumulada en utilidades es de 8.7% en comparación anual, un menor descenso al previsto por el consenso de Bloomberg de 21.6%.

En este escenario, el Dow Jones y el S&P500 podrían poner pausa al rumbo alcista que tuvieron las últimas dos semanas, proceso que los llevo a máximos históricos. Mientras que el Nasdaq podría seguir luchando por operar en terreno positivo, luego de perder 2.17% la semana pasada. El referente tecnológico ha resentido la precaución de los inversionistas sobre las altas valuaciones de las acciones de las compañías tecnológicas.

Claro que los inversionistas seguirán evaluando los datos macroeconómicos con el fin de buscar señales sobre la recuperación económica hasta ahora vista. En este sentido destacan cifras de las ventas minoristas y de la tasa de desempleo de China correspondientes a octubre, en Estados Unidos también serán publicadas las ventas minoristas del décimo mes del año.

En México, lo más relevante es la publicación de la encuesta quincenal de expectativas económicas que realiza Citibanamex. El último sondeo apuntaba a un recorte en la tasa de referencia local de 0.25 puntos porcentuales, pero al final el banco central del país sorprendió al mercado al dejar la tasa en 4.25%, esto dados los actuales niveles de inflación, la cual subió a 4.09% en octubre tras ubicarse en 4.01% un mes antes. Ese nivel está por encima del objetivo del Banco de México de 3%.

Finalmente, los inversionistas deberán tener en mente la reunión de la Organización de Países Exportadores de Petróleo, OPEP+, que también incluye a Rusia. El cartel ha venido haciendo recortes en sus niveles de producción petrolera con el fin de evitar una presión sobre los precios del petróleo, toda vez que las medidas de confinamiento redujeron la demanda del oro negro.

Comenta con Facebook

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre